Huerto

Te invitamos a construir tu propia huerta en tu casa

En la actualidad con toda la modernidad y como poco a poco van desapareciendo las áreas verdes, para ir a un parque o campo, se debe viajar por lo menos una hora. Pero existe una alternativa que te mantendrá muy cerca de la naturaleza y permitirá cambiar tu estilo de vida junto con realizar una actividad que puede sonar un poco difícil. Sin embargo, es mucho más fácil de lo que parece y así, podrás contar con un lugar único que te entregará grandes beneficios.

Quizás el suelo de tu patio es el ideal para poder cosechar ricas hortalizas y jugosas frutas, pero no lo sabes. Es momento de cambiar el panorama de tu patio y convertirlo en el huerto que buscas, de conectarte con la tierra y cultivar tus propios alimentos. Por eso mismo, quiero ayudarte con algunos consejos útiles si estás dispuesto a construir tu huerto.

Lo primero que debes considerar, es saber si cuentas con el espacio para poder trabajar y desarrollar este proyecto. Para crear el huerto en tu casa, puede ser en un pequeño espacio de tu patio, en el balcón de alguna habitación o alguna pared de tu jardín. No es necesario un gran lugar, sino que sea a la medida para tus necesidades y lo que quieras sembrar y cultivar.

Junto con lo anterior, el ese espacio donde cosecharás debe ingresar la mayor cantidad de luz posible durante todo el día, ya que necesitan mucho del sol para crecer y convertirse en hortalizas fuertes y sanas. Si plantarás directamente en la tierra debes prepararla con la tierra de hoja necesaria y bien abonada, si tu opción son las macetas, deben ser los adecuados para los distintos tipos de semillas que querrás sembrar.

Los tipos de semillas que te gustaría ver germinar pueden ser de frutas, hortalizas o hierbas aromáticas. También cuentas con la posibilidades de comprar las que ya se encuentren en crecimiento y traspasar cada especie a tu huerto. Por último y no menos importante, debes contar con un emisor de agua cercano a tu lugar, ya que es necesario el riego diario y necesitan mucha agua.

Cuando ya cuentes con todo lo anterior, podrás organizar tu huerto como mejor te parezca, puesto que pudiste haberlo hecho en el suelo de tu jardín, en alguna pared de tu patio creando un huerto vertical o en el balcón de tu departamento o alguna ventana. No importa qué espacio hayas escogido, comienza con la tarea de cuidar cada semilla que plantaste, coloca algún cartel que te indique qué tipo de fruta, hortaliza o hierba plantaste para que las puedas identificar mucho mejor. En La Mano Verde, encontrarás muchos más consejos ¡Éxito!